Tienen diputados panistas en Martes 13 "Día de Gatos Negros"

De plano la autoridad no le gana una al ex gobernador Guillermo Padrés, quien por lo visto se ha convertido en el “Rey de los Amparos”, y hasta sin amparos ha doblegado al gobierno federal. 

Desde los primeros meses en el Reclusorio Preventivo Oriente, el ex mandatario panista sonorense demostró vagancia al anunciar una huelga de hambre, como medida de presión para evitar que su Junior Memito fuera cambiado a otro penal federal, logrando su propósito sin necesidad de despeinarse o empezar la dieta, y hasta logró después que su hijo fuera absuelto por los delitos de delincuencia organizada, lavado de dinero, etc.
Las complicidades del poder han logrado que además Padrés Elías sea beneficiado por los jueces luego de que la PGR exhibiera inusitada ineficiencia para respaldar con pruebas contundentes las acusaciones, logrando el de Cananea ganar amparo tras amparo, y sigue a un paso de salir de prisión.
Por lo anterior, no extraña que ahora Padrés Elías le haya concedido otro de sus caprichos, al concederle el Juez Sexto de Distrito de Amparo en Materia Penal la suspensión provisional en el juicio de garantías que promovió contra la orden de traslado a un penal distinto al Reclusorio Oriente, donde al parecer vive como Jeque Arabe.
El Juez federal fijó el 6 de marzo para iniciar la audiencia constitucional para analizar el expediente y determinar si concede o no el amparo solicitado para que no lo muevan de su Suite Presidencial del Reclusorio Oriente donde se hospeda desde noviembre del 2016. 
Leyendo lo anterior, queda claro que Padrés Elías seguirá “en chirona” o encerrado todo este mes y la primera semana de marzo, aun cuando un juez federal dictó auto de libertad al no encontrar elementos suficientes en las acusaciones por lavado de dinero y defraudación fiscal. Solo falta que otro juez resuelva sobre otra acusación por lavado de diez millones de pesos, lo que se mira para sus costosos abogados como “pan caliente”. Y tan, tan.
ENCIENDE EL CERILLO ANAYA EL DEBATE EN EL CONGRESO 
Previo al inicio de la sesión del Congreso del Estado, los diputados del PAN y del PRD revivieron el caso de supuesto espionaje al “Cerillo” Ricardo Anaya para “prender la mecha” en el recinto legislativo.
Tanto el diputado panista Luis Serrato Castell, como el perredista Juan José Lam, condenaron el supuesto espionaje del CISEN contra el precandidato presidencial del PAN-PRD y MC, exigiendo al gobierno federal que aclare la persecución política.
Pero para que la cuña apriete tiene que ser del mismo palo, y fue la diputada ex panista y ahora reciclada en el Clan de los Prietos de Morena, Célida López quien le paró las flatulencias a los PAN-Perredistas, al exigirles que no se hagan las víctimas y que esas prácticas del gobierno federal a través del CISEN no son ninguna novedad y se aplican a todos los precandidatos, siendo su gallo Andrés Manuel quien las vive en carne propia desde que era un renacuajo Pejelagarto. 
La diputada neo morenista Célida Lopez, les señaló a los diputados Panperredistas: “Me parece importante también decir que ya saben quién ha dicho más de una vez que al llegar a la presidencia de la República va a desaparecer el Cisen. Me parece ridículo que un precandidato a la presidencia de la República utilice estos medios para hacerse la víctima”.
Quien les clavó el último clavo a los diputados del PAN-PRD fue su supuesto aliado de la Coalición “Por México al Frente”, el legislador del Movimiento Ciudadano, Charly León, quien les aclaró que el Congreso del Estado no era el sitio indicado para el debate sobre competencias federales, y que se enfocaran en el ámbito estatal. Plop!, diría Condorito.
El que saltó de su curul fue el diputado panista Javier Dagnino, al casi gritarle al Charly León “No me ayudes compadre”, y sacó de la manga que también había sufrido de persecución del CISEN en Sonora, pero tal parece que nadie le creyó, dando por terminado el debate como si fuera “cajuelazo” del CISEN.
Total que en Martes 13, los diputados panistas tuvieron un "Día de Gatos Negros".
UNA BUENA Y OTRA MALA DE ROBERTO ROMERO
Tras su deportación de Arizona el pasado 1 de febrero por la garita de Nogales encadenado como si fuera un esclavo negro, Roberto Romero fue encarcelado en un penal de Hermosillo, donde no calentó la cama de cemento al salir libre a las pocas horas de su detención al hacer válido uno de los tantos amparos que adquirió como si fuera “Black Friday”.
La buena fue que luego al comparecer el pasado lunes 12 de febrero para rendir declaración ante el Juez Sexto de lo Penal, le decretaron la formal prisión a Romero López, por tráfico de influencias y ejercicio abusivo de funciones, delitos de lo que fue acusado por la Fiscalía Anticorrupción de Sonora.
La mala para los sonorenses que exigen justicia, es que el ex secretario de Gobierno bautizado por Brozo como el “Idiota Valiente”, llevará el proceso en libertad debido a que los delitos de los que lo acusa la Fiscalía no son graves. ¿Y ahora?. Mucho ruido y pocas nueces. Next. (g_navarro_ruiz@hotmail.com)

Comentarios

Comenta ésta nota

Su correo no será publicado, son obligatorios los campos marcados con: *